• ritual matutino

Cómo crear tu ritual matutino para mejorar tu día

Hace unos días, publiqué un artículo comentando lo fácil que puedes mejorar tus días, cambiando pequeños hábitos al momento de despertarte. Aquí te dejo hoy todo mi ritual matutino para que copies lo tomes las ideas más cómodas para ti y comiences a cambiar tu vida.

Voy a explicar mi ritual matutino aquí para ti:

Lo primero que realizo en el ritual matutino se centra en el aspecto físico, mi cuerpo, movimientos, ejercicios, alimento ya que pasamos de muchas horas en estado estático y nuestro cuerpo necesita recuperar fuerzas.

1. SONRISA

Esta es la primera y más importante cosa que hago en el momento de abrir los ojos.

En primer lugar, te recuerda a ser FELIZ y APRECIAR el hecho de que estás vivo – es un acto de gratitud. En segundo lugar, es la participación de tu fisiología, que cambia tu estado. Hay más de 50 músculos en la cara, y la mayoría de ellos están siendo utilizados en el momento sonreír. Comenzarás a sentirte bien inmediatamente.

 

2. ESTIRAMIENTO

 

A continuación, estira y afloja tu cuerpo mientras todavía estás en la cama. Asegurate de que tus músculos están VIVOS y DESPIERTOS para el comienzo de un día increíble. Tienes que salir del modo zombie y sentir el flujo de sangre que circula a través de tu cuerpo.

 

3. RESPIRA

 

Cada célula de tu cuerpo está compuesta de oxígeno, que está muriendo de hambre por primera vez en la mañana. La mayoría de nosotros tenemos dificultad respiratoria mientras dormimos, y así tendrás el tiempo necesario para tomar conscientemente profundas respiraciones profundas desde tu diafragma, el cual comenzará a oxigenar completamente tus células y empezará a deshacerse de los residuos que se han acumulado mientras dormías.

No sólo eso, sino que el cerebro necesita oxígeno, por lo que instantáneamente proporciona los glóbulos rojos con más oxígeno, que pasan por el río de la vida, y luego se transporta a tu cerebro. Al instante te sentirás más alerta y enérgico.

Por lo general comienzo el día con un cierto patrón de respiración que repito 5 veces donde:

Inhalo en un recuento de 5 segundos, mantenga la respiración en una cuenta de 20 segundos, y luego exhalo en un recuento de 10 segundos.

Inmediatamente después salgo de la cama y me voy a la ventana (puede ser salir al jardín o un balcón) a tomar un par de respiraciones de aire del exterior, y agradezco a la vida por estar viva.

 

GUÍA CAMBIAR TU VIDA EN 8 PASOS - ritual matutino

4. BEBER AGUA Y COMER UNA FRUTA

 

Para la mayoría de nosotros, nuestros cuerpos están muy deshidratados en el momento en que despertamos. Tus células no sólo necesitan oxígeno, sino también agua. El 70% de tu cuerpo se compone de agua, por lo que necesitas hidratar tu cuerpo para que pueda comenzar el día a un nivel máximo.

Yo personalmente bebo agua embotellada, que que me aseguro que no está contaminada o llena de cloro y cal como suele venir el agua del grifo. Al menos asegúrate de beber agua filtrada y purificada. A veces la caliento un poco y le añado limón para alcalinizar aún más el agua y te ayuda a limpiar el cuerpo.

Y no sólo beber un sorbo de agua, suele ser 1,5 a 2 vasos dependiendo el día. No tienes idea de cuánto necesita tu cuerpo.

Inmediatamente después tomo una fruta en ayunas (si es natural mejor – no fría) y me la voy comiendo mientras continúo con mi ritual. Tu cuerpo y tu cerebro necesita de forma desesperada glucosa, en la primera media hora desde que te despiertas y le mejor forma de conseguirla, es a través de la fruta (nada de bollería o galletas) ya que ésta pasa directamente a los intestinos y produce la glucosa  más rápido que cualquier otro alimento, además de proporcionar vitaminas, minerales y es muy sana.

 

5. MOVER TU CUERPO

 

La manera más rápida de cambiar su ESTADO en tu ritual matutino es a través del MOVIMIENTO. Cuando cambias la forma en que te mueves, inmediatamente empieza a cambiar lo que sientes. La emoción es creada por el movimiento. Y la palabra EMOCIÓN realmente significa “Energía en Movimiento”.

La forma en que usa su fisiología bioquímicamente cambia tu forma de sentir.

Por lo tanto, cuando camines de la habitación al baño, la cocina o cualquier parte de tu casa, no vayas arrastrando los pies y con la cabeza y espalda agachadas. Levanta la cabeza, sube tu mirada, pon los hombros rectos y camina hoy como si te fueras a comer el mundo. Esto te da un cambio de actitud inmediata y no sólo eso, sino que todas las células de su cuerpo se estimulan. Se pone en marcha tu metabolismo, y comienzas a sentirte enérgico de inmediato, y aumenta tu estado anímico.

Cualquier forma de ejercicio o movimiento también te ayudará si tienes el tiempo suficiente por la mañana. Si lo prefieres (y tienes la oportunidad), sal afuera e inmediatamente ponte a  caminar un rato en la terraza o jardín de tu casa. O comienza haciendo jumping jacks, abdominales, o caminando en una cinta de correr. Simplemente has lo que prefieras, pero de nuevo, la clave es MOVERSE!

 

6. EMPUJE SUS EMOCIONES

 

La siguiente manera más poderosa de cambiar tu estado es cambiando el FOCO. Esto te permite comenzar el día sintiéndote importante a través de inundar tu cuerpo con emociones positivas.

En lo que te centras, es en cómo te sientes.

Debes asegurarte de estar controlando tu enfoque a primera hora de la mañana, y dirigirlo hacia la forma en que deseas sentirte. La forma en que yo personalmente hago esto es preguntándome una serie de preguntas de empoderamiento, que cambian el enfoque en mi ritual matutino, y va cambiando así mi estado a lo que deseo.

 

He aquí las preguntas que me hago todos los días:

 

  • ¿Qué me hace feliz ahora en mi vida?
  • ¿Qué es lo que más me emociona en mi vida ahora mismo?
  • ¿De qué estoy orgullosa en mi vida?
  • ¿De qué estoy agradecida en mi vida?
  • ¿En qué estoy comprometida en mi vida ahora mismo?
  • ¿A quién amo? ¿Quien me quiere?

 

Asegurarte de que realmente sientes las emociones, no sólo respondas a las preguntas en tu cabeza, el verdadero TRUCO ESTÁ EN SENTIRLO.

También me gusta hacer este proceso en voz alta, no sólo en mi cabeza. Cuando lo hablo en voz alta y uso mi cuerpo, estoy comprometiendo mi estado y esto intensifica los sentimientos.

En el próximo artículo conocerás los pasos más importantes de mi ritual matutino, preparar mi mente para tener el mejor día. Continúa Aquí